Trabajar desde casa sin morir en el intento

Isabel Romero

Isabel Romero

Al final has acabado dando el paso, ¿verdad? Has decidido trabajar desde casa, con todo lo que ello conlleva, tanto bueno como malo.

Estamos seguros de que te sorprenderías más de lo que imaginas si supieras cómo ha cambiado el trabajo arcaico y tradicional en los últimos años. Tal vez sea cuestión de calidad de vida y del trabajo, o quizás del rendimiento que las empresas han visto con esas interminables jornadas.

El caso es que cada vez más personas se apuntan a trabajar desde casa. Incluso las empresas ofrecen la opción de trabajar en remoto.

¿Es una buena opción?

¿Mejora la relación calidad de vida-trabajo?

 

Eso ya lo decides tú, pero en este post te vamos a contar una serie de claves para trabajar desde casa sin morir en el intento.

Porque ayuda para empezar siempre es necesaria.

¿Por qué trabajar desde casa? 

Es obvio que, por suerte o por desgracia, hay empleos que no se pueden realizar desde casa.

El asunto es tener uno que te permita esa autonomía de decidir dónde trabajar.

Tener un trabajo o crearlo tú mismo, ¿lo habías pensado? En este tipo de ámbitos de trabajo en remoto suele haber dos perfiles:

  • Empleado para empresa: la compañía facilita al trabajador su labor en remoto desde casa o fuera de la oficina. Ya sea unos días a la semana o para siempre. Es el conocido trabajo en remoto.
  • Emprendedor o autónomo: has creado un negocio, eres tu propio jefe y trabajar desde casa siempre ha sido tu sueño: poder hacer un Skype con chaqueta y el pantalón del pijama en la parte de abajo.

¿Cómo trabajar desde casa?

Si eres emprendedor las facilidades te las pones tú. Eres dueño y señor de tu tiempo y de cómo organizarte para sacar el máximo rendimiento a tu día a día en casa.

¿Hay un perfil marcado? Digamos que sí.

  • El emprendedor que crea un negocio de la nada, una tienda online, una marca que le represente o una aplicación.
  • El freelance, que busca trabajar para terceros. Programadores, Copywriters, consultores SEO; aunque el perfil se está extendiendo a empleos tradicionales, como el de profesor.

Si el perfil emprendedor no te atrae o no estás en condiciones de arriesgar económicamente, lo ideal es buscar un empleo que te permita trabajar desde casa.

La búsqueda de empleos de este tipo ha crecido en los últimos años. Ahora, con una rápida búsqueda en Google ‘trabajo desde casa’ y tu ciudad puedes encontrar varias ofertas de este tipo por parte de empresas y portales de anuncios de empleo.

Si piensas que tu trabajo no cumple este requisito y no eres emprendedor deja de leer porque esto te va a parecer una utopía.

Si estás buscando un empleo que lo cumpla y te gusta la aventura de los negocios, aquí tienes ventajas y desventajas de trabajar desde casa.

Ventajas de trabajar desde casa 

  • Comodidad. Es un tópico, pero sentirte “como en casa” mejorará la calidad de tu trabajo: poner tu podcast favorito, tu taza de café ‘Hoy será un buen día’ o disponer de tu propio material de oficina.
  • Ahorro. El hecho de quedarte y trabajar desde casa será un puntito a favor de tu economía. Se acabó el transporte público o la gasolina de tu vehículo, además de perder tiempo en el trayecto hasta la oficina.
  • Libertad. Desde el momento en el que te levantas ya has establecido tu horario. Gestiona bien cómo lo harás para poder realizar tu trabajo y que se note la mejoría de rendimiento.

Desventajas de trabajar desde casa 

  • Agobio. El hecho de estar trabajando en casa puede ser un arma de doble filo. Hay gente que necesita esa bocanada de aire fresco diaria que le da el trabajar en la oficina o la casa se le cae encima.

Está pensando en poner una lavadora en lugar de centrarse en el trabajo.

  • Distracciones. Como te pasaba en tu época estudiantil, cualquier rincón de tu casa te parecerá el mayor descubrimiento jamás hecho. Esto puede provocar que trabajar desde casa sea un desastre y te invite a la procrastinación.
  • Horario. Si no te organizas bien vas a tener un problema con el calendario. Esos festivos que antes te ganabas en la oficina, igual tienes que ‘cargártelos’ al trabajar desde casa.

Intenta buscar un lugar único para trabajar y que cuando cierres la puerta desconectes de verdad.

Herramientas para trabajar desde casa

A pesar de que no sea en el 100% de los casos, es bastante habitual que el trabajo en remoto tenga que ver con la tecnología, el marketing o el contenido de internet.

Por eso, te enseñamos un par de herramientas que facilitarán tu trabajo en remoto.

Si no está relacionado, en tal caso, te servirán para gestionar tu rendimiento.

Para encontrar trabajo en remoto  

Hay muchas plataformas con múltiples ofertas en remoto, aquí tienes alguna de ellas.

Linkedln: La opción trabajos de esta red social te permite hacer una búsqueda alrededor del mundo. Usa la palabra clave de tu trabajo + remoto. Así podrás encontrar en un vistazo las ofertas disponibles y mandar tu candidatura desde Linkedln.

Copywriting Jobs: Una plataforma creada solo para trabajos de Copywriter o Content manager. Tiene una opción de trabajos en remoto en cualquier parte del mundo.

→ Ziprecruiter:  Un portal de empleo mundial centrado en el trabajo de nuevas tecnologías. Con muchas opciones para encontrar el empleo que te permita trabajar desde casa.

;

CONSEJO

Para incrementar las posibilidades de contratación mantén tu perfil de Linkedln actualizado

Aquí tienes consejos sobre qué imagen de perfil usar en tu perfil de Linkedln

Para comunicarte con equipos trabajando desde casa

Si la comunicación es importante en una oficina, imagínate trabajando desde casa.

En este apartado tienes 2 herramientas que te permitirán estar al tanto con tus clientes o jefes para no perderte nada.

  • Slack. Di adiós al WhatsApp de los grupos de empresa, de liarla con un mensaje que no iba ahí y empieza a profesionalizar tu mensajería instantánea. Con Slack tendrás a todo tu grupo reunido y podrás dividirlo en canales.

 

  • HangoutSkype. Las videoconferencias son un ‘must’ en la comunicación actual entre empresas y trabajadores. Principalmente si la reunión es complicada por distancia. Conecta la cámara y comunícate.

 

Para gestionar el tiempo y aumentar tu productividad

Entre las cosas que más vas a necesitar trabajando desde casa, está la de cómo vas a ordenar tu horario y gestionar tu trabajo.

Aquí tienes 3 aplicaciones para maximizar tu rendimiento:

  • Todoist. Se acabó el caos en tu empresa. Marca, a través de esta herramienta, cómo, cuándo y quién tiene que realizar cada tarea. Empieza el éxito desde el orden.
  • Toggl. Medir el tiempo es clave para saber cuántas horas te lleva cada tarea y que los clientes sepan a qué dedicas tu tiempo. Una manera de llegar a un acuerdo económico de manera real o darte cuenta en qué inviertes más tiempo.

 

  • Metricool. La gestión y análisis eficaz de tus redes sociales. Planificar con tiempo tus perfiles sociales y programarlos te quitará muchos dolores de cabeza y distracciones.

 

Aquí tienes otras herramientas que también pueden servirte

 

 

 

Para trabajar en comunidad

 

A la hora de ser más efectivo en el trabajo, internet es casi mágico. Como volver al colegio o a la universidad: “yo hago esta parte, tú la otra y luego las juntamos”.

Olvídate de eso, que ya estamos en 2018.

  • Drive. Con esta herramienta patrocinada por el gigante Google podrás compartir tu trabajo en la nube mientras tu compañero lo termina al mismo tiempo. Ahí se quedará mientras sigáis “compenetrados”.

 

  • Dropbox. También sirve para almacenar archivos y compartirlos. A diferencia de Drive, el plan gratuito es de 2 GB por 15 de la aplicación de Google.

 

Ahora que ya tienes claves para trabajar desde casa, ¿qué vas a hacer?

¿Trabajar desde casa o desde un coworking?

 

Si te queda alguna duda, déjanosla en los comentarios, ¡te leemos!

Send this to a friend